Beneficios de tener una recreativa

¿Para qué quieres una recreativa?, ¿dónde piensas ponerla? o ¿te vas a gastar ese dinero?, son preguntas que si estás deseando tener una recreativa y lo has planteado en casa, seguramente te serán muy familiares.

Adquirir una recreativa supone un desembolso económico importante, sobre todo teniendo en cuenta que no es un artículo de necesidad, podríamos decir que es un capricho, pero… ¿es realmente un simple capricho o es mucho más que eso?.

Para conseguir tu recreativa tienes dos opciones.

La primera es si eres un manitas y tienes los conocimientos necesarios para montar el hardware e instalar y configurar el software, compras o reutilizas materiales, tienes herramientas y un buen sitio para hacerla por tu cuenta, además en este caso, te llevará un tiempo considerable.

En este caso, te ahorrarás algo de dinero, no mucho, incluso disfrutarás haciéndola, más si participan tus hijos o pareja en la construcción, pero no conseguirás los acabados perfectos que tienen los fabricantes y probablemente el resultado final, no sea lo que esperabas, por lo que puede terminar en un gasto que no ha servido para nada si tienes que abandonar el proyecto o no disfrutas del mismo.

La segunda opción es si decides comprarla a un fabricante como BricoGame, en este caso, aunque el gasto sea o pueda parecer un poco superior, estás pagando el tiempo que te ahorras por otra parte, estás pagando por un software actualizado y completamente funcional, tienes la seguridad de que la vas a disfrutar de tu recreativa desde el primer día, tienes la garantía de unos acabados perfectos y una máquina segura y eficiente energéticamente, que esto último también es importante.

Nosotros no vendemos máquinas recreativas

No amigo, nosotros vendemos recuerdos, vendemos máquinas del tiempo, vendemos máquinas que te harán volver 20 / 30 años atrás, volver a disfrutar de esos juegos que formaron parte de tu vida. Y en cada partida te vendrán recuerdos de dónde jugabas a ese juego, incluso de quienes estaban contigo y cosas que pasaron.

Te sorprenderás cuando juegues una partida a ese juego que hace 25 años que no juegas y dispares a una pared para conseguir un premio oculto que 25 años después sigues recordando dónde está escondido, cuando saltes por instinto sin peligro aparente y justo entonces se desploma esa plataforma bajo tus pies, pero tu ya has saltado porque en tu memoria está grabado a fuego que tenías que saltar en ese punto, te sorprenderás de cientos de recuerdos que estaban en tu cabeza, tan solo esperando que algo los despertase, y eso es justo lo que hacen nuestras máquinas.

Establece lazos con tus hijos

Puedo hablar por experiencia propia al tener hijos pequeños de 9 y 6 años, y una recreativa en casa desde que tenían 6 y 3 años y te puedo asegurar que resulta muy gratificante ver a tus pequeños jugar a juegos a los que jugabas tú hace 20, 25 o incluso 30 años, es como si te vieras reflejado en ellos.

Ver a los dos jugando juntos en la recreativa, en lugar de discutiendo como buenos hermanos, te sacará más de una sonrisa, sabiendo que la inversión, ha merecido la pena.

Y ya cuando llegas a casa de trabajar y ves que te están esperando para que juegues con ellos a sus juegos favoritos, es lo máximo, es su momento, la partida con su padre, lleva esperándote toda la tarde.

Si, pronto verás que ellos también tienen ya sus juegos favoritos y que casualmente, la mayoría de esos juegos, también eran tus favoritos y automáticamente aquellos juegos a los que juegan contigo, con tu pareja o con su hermano/a, pasan a formar parte de sus favoritos.

Es más, descubrirás juegos que ni habías visto antes al ver que a tu hijo/a le encanta ese juego.

Una consola no aporta lo que una recreativa

Por casa han pasado varias consolas, como Nintendo 3DS, Nintendo Wii y por último la Nintendo Switch.

Sin embargo, 3 años después, el pequeño sigue prefiriendo la recreativa, también la Switch porque es nueva, pero prefiere la recreativa, bien porque tiene más juegos o lo más probable, porque a la recreativa juega con su padre y ha establecido un lazo que no tiene con la consola.

A la niña no le gusta tanto, nunca le ha gustado demasiado, prefiere otras cosas, pero sigue jugando de vez en cuando, siempre que sea con su hermano, su madre o conmigo.

Pero no es solo con los más pequeños, cuando vienen los primos que son más grandes, disfrutan con la recreativa de lo lindo, ignorando las consolas, probablemente porque consolas ya tienen en su casa, recreativa no.

Fortalece o mejora las relaciones de pareja

Resulta curioso que si bien mucha gente tiene problemas para adquirir su recreativa por las pegas que pone su pareja, también son muchas personas las que nos comentan que la recreativa ha mejorado la relación con su pareja.

A ellas también les encanta jugar, es más, muchos clientes nos comentan que juegan más sus mujeres que ellos.

Jugar una partida, relaja, quita el estrés que sufrimos en la frenética vida que llevamos y hacerlo en pareja es establecer una actividad en común, tienes cientos de juegos que seguro que os encantan a los dos, Tetris, Super Pang, Puzzle Bubble….. son juegos ideales para jugar en pareja y que no se reduzca todo a la vida cotidiana, trabajo, niños, etc.

Será vuestro momento de relax,  y aunque sea solo por un momento, olvidareis las preocupaciones y estaréis pasando un buen rato juntos, seguro que después de este momento de relax, ambos estáis más receptivos, menos estresados y más abiertos a hablar de cosas que si se hablan cuando uno está estresado, pueden provocar discusiones o malestar, las personas siempre somos más receptivas cuando estamos de buen humor, cuando hemos descargado el estrés.

Trabaja tu memoria y reflejos

Todo en exceso, es siempre perjudicial, pero considero que los videojuegos siempre han sido beneficiosos en el sentido que se trabaja la memoria y los reflejos.

Matar el poco tiempo libre que tenemos con una partidita, hará que mejores en este sentido.

¿Y donde la pongo?

Eso no es más que una excusa, la recreativa va a quedar bien en cualquier lugar o rincón, seguro que le encuentras el sitio perfecto y que se va a convertir en el centro de atención de la casa.

Las visitas ya nunca serán lo mismo

Sin lugar a dudas, cuando recibes una visita, la recreativa no va a pasar precisamente desapercibida, es más, lo más probable es que se convierta en el foco de atención y resultará prácticamente inevitable que terminéis todos jugando unas partidas o que se alargue la visita, e incluso que lo primero que pregunten antes de irse sea un ¿cuando volvemos a vernos?.

En cuestión de meses, todos quieren ir a to casa cada dos por tres y ya sabes el motivo, si, por supuesto, tu recreativa, el resto sigue igual, vosotros sois los mismos, aunque más receptivos, la cerveza sigue siendo cerveza, el jamón sigue siendo jamón, pero ahora… ¡¡¡¡tienes una recreativa en casa!!!.

¿A qué esperas?

Si viendo todo esto, aun no te has decidido a tener tu propia recreativa, lo único que se me ocurre es que no te gustaban los salones recreativos de pequeño, porque todos quienes crecimos con el boom arcade, hemos soñado siempre con tener una de esas recreativas en casa y nunca lo hemos tenido tan fácil como ahora.

Incluso si el problema es económico, en BricoGame ofrecemos financiación para que pagues cómodamente en cuotas mientras disfrutas de tu recreativa.

Traducir »
0

Tu carrito